Oración a San Cipriano para Protección

Oraciones poderosas a San Cipriano 2018-11-18
Oración a San Cipriano para Protección
Califica esta oración

Oración a San Cipriano para Protección

La historia de San Cipriano tiene trazos de leyenda,

ya que no ha sido posible constatar de forma objetiva si realmente existió, tanto es así que en el año 1969 fue eliminado del Santoral Católico por no haber evidencia histórica de su existencia.

En el año 2001 se retiró su nombre del Martiriólogo Romano, considerado como la lista oficial de los Santos reconocidos por la Iglesia Católica, sin embargo, ese mismo Martiriólogo contiene en su lista 5 Santos con el mismo nombre y los católicos tradicionalistas siguen celebrando su memoria el 26 de septiembre.

Por otro lado, la Religión Umbanda tomó el nombre de San Cipriano

y lo asignó como Jefe del pueblo africano Bahiano y Jefe de una serie de espíritus para deshacer magia negra y hechicería.

Leyenda de San Cipriano

Se cree que San Cipriano nació en el Siglo III DC en Antioquia y falleció el 26 de septiembre del año 304 DC en Nicomedia Asia Menor.

Se dice que su padre procedía de una larga tradición de magos y sacerdotes paganos.

Como su padre quería consagrarlo al dios Júpiter tuvo una educación esmerada e incluso tuvo ocasión de leer los textos de Plinio el viejo donde se habla del Dios Ünico.

También se dice que Cipriano al principio se encaminó por la magia blanca o Teurgia pero luego se desvió por los caminos tenebrosos de la Goethia. También se sabe que fue instruido en la Numerología y la Astrología.

La leyenda dice que su conversión al Cristianismo sucedió cuando vivía en Antioquía, ejerciendo su oficio de sacerdote y brujo y un joven le pidió que le concediera el amor de una joven llamada Justina. Cipriano le prometió que le obtendría el amor de la joven, pero cuando conoció a Justina, quedo perdidamente enamorado de ella. Preguntando a los espíritus porqué ella no le prestaba atención, estos le respondieron que era porque ella creía en Cristo y además tenía en una mano la marca de la Cruz de San Bartolomé.

Al saber esto Cipriano decidió convertirse al Cristianismo, Justina lo encomienda al Obispo Eusebio.

San Cipriano renunció a la práctica de la magia y al paganismo, pero antes escribió un libro con todos sus milagros y conocimientos de la magia.

San Cipriano logró ser Diácono, Sacerdote y finalmente Obispo de Antioquía.

En su prédica como Pastor Cristiano, San Cipriano logró muchos adeptos, por lo que el emperador Diocleciano ordenó su captura y ejecución junto con Justina, siendo decapitados a orillas del rio Galo. Sus cuerpos fueron llevados a Roma y después trasladados a la iglesia de San Juan de Letrán.

La Oración de San Cipriano es una plegaria que fue prohibida por la Inquisición Española, porque su contenido supuestamente hacía referencia más a la piedad popular que a la doctrina oficial.

En la actualidad San Cipriano es considerado como uno de los Santos más poderosos y la Oración a San Cipriano para Protección es considerada también como una Oración muy poderosa para quitar toda la negatividad que se tenga en la vida transformándola en energía positiva.

 

Realiza un comentario